OLENTZERO

abril 19, 2013

Este carbonero pertenece a la mitología vasca.

El día de nochebuena baja de la montaña, y los niños cantan villancicos. Al anochecer es el turno de los mayores.


<< volver